Google
 


domingo, noviembre 05, 2006

Algo sobre indicadores...

Hoy para muchos se dieron buenas noticias para la economía de USA, la tasa de desempleo vino en un asombroso 4.4%, reflejando la buena salud de la economía. Tesulta que este número no ha hecho daño a mi bearish position, la cual viene inspirada por los argumentos bien sustentados del profesor Roubini. La base para seguir manteniendo mi posición es que la tasa de desempleo es lo que los gringos llaman lagging indicator, lo que quiere decir que es incapaz de predecir debilidad en la economía. Una empresa tiene una secuencia lógica de actuación cuando las cosas van mal. Primero, pueden tener una estrategia de bajar precios para estimular la demanda, después buscaran bajar los niveles de inventarios y por último decidirán salir de sus empleados,porque a pesar de que muchos piensen que las corporaciones son unas despiadadas, ellas están concientes que un buen trabajador es bastante difícil de conseguir, y mucho más grave aún el trabajador tiene consigo un tiempo correspondiente a la curva de aprendizaje de labor, la cual también estarían echando por la borda. La cosa parece no mejorar toda vez que el mercado inmobiliario no da signos de ningún rebote, a pesar de los comentarios de Dios, perdón Greenspan. Le creo más a Caterpillar quienes dijeron que no esperan algún crecimiento en operaciones para los próximos trimestres. Me llamarán fatalista y amarillista pero como los mercados no han colocado la recesión en sus precios, estoy esperando con ansias un colapso en las próximas semanas.... Only Time Will Tell!!

1 comentario:

iamrafa dijo...

Yo mantengo mi posición que la caída del mercado inmoviliario no va a afectar el desempleo, puesto que los generadores de empleo no se verán directamente afectados por este problema.

Lejos de tu posición acerca de retener buenos empleados, yo sí he visto cómo una debacle en industrias de servicios ha desencadenado despidos masivos, sin importar calidad del empleado.

Sigamos monitoreando la situación, pero lo que sí es cierto es que no se ha tocado fondo y un rebote está muy lejos todavía.